Entrevista con Blanca Miosi

Entrevista con Blanca Miosi

Olga Nuñez Miret entrevista a Blanca Miosi para la Sociedad Cooperativa de Escritores Independientes

Hola Blanca. Hace tiempo que nos conocemos, al menos virtualmente, y te he oído contar cómo empezaste a escribir, pero estoy segura de que algunos de nuestros lectores no conocen los detalles. ¿Quieres explicarnos cómo llegaste a la escritura, y lo que significa para ti La búsqueda?

Es difícil explicar, aun para un escritor, sobre todo cuando nunca en su vida ha sentido la necesidad de expresarse por escrito, cómo llegó a la escritura. Me casé con un hombre que había tenido una vida muy interesante y leyó una novela que yo había escrito sin intención de publicar, solo como divertimento. Al pensar que yo sabía escribir, quiso que hiciera un libro con la historia de su vida. Así fue como nació La búsqueda. ¿Qué significa para mí? Mucho en todo sentido. Fue la novela con la que me inicié en el mundo serio de la escritura. Fue la que me abrió el camino.

Hablando de La búsqueda, aunque basada en hechos reales, tú le diste el formato de novela. ¿Te has planteado escribir biografía o dedicarte a la no ficción, o eres definitivamente una autora de ficción?

Soy escritora de ficción. Aunque a La búsqueda le di formato de novela, no me pertenece por completo, pues lo que allí sucede fueron experiencias vividas por otra persona. Sucede que le ocurrieron tantos eventos que, al ir recreándolos, caí en la cuenta de que es el tipo de libro que me gusta escribir, porque es la clase de novela que siempre escogí leer.

Blanca, estás familiarizada con el proyecto de la cooperativa. ¿Podrías contarles a los lectores y a otros autores qué te parece?

La cooperativa es una manera de publicar buenos libros con el respaldo de un sello que será el que permita una buena distribución en las librerías. Los distribuidores se niegan a trabajar con libros de autores autopublicados, de manera que llegar a las librerías de grandes superficies no era posible. Creo que a partir de ahora será un obstáculo menos para quienes deseen ver sus libros impresos en una mesa de exhibición.  Lo que me parece genial es que solo se aceptarán obras de calidad y se publicarán después de que hayan pasado por una corrección exhaustiva. Es una idea maravillosa que espero que en el futuro no pierda sus objetivos.

Desde La búsqueda has escrito muchas novelas en una gran variedad de géneros. ¿Tienes algún género favorito? Y, ¿hay algún género en el que jamás escribirías?

El género que me encanta escribir es el de aventura mezclada con misterio e intriga. En mis novelas siempre vas a encontrar temas fuera de lo común, creo que tenemos demasiada realidad a nuestro alrededor y necesitamos soñar un poco. No escribiría novela rosa. Me gustan las historias de amor cuando no son el argumento principal.

Entrevista con Blanca Miosi. El rastreadorCuando publicaste El rastreador comentaste que habías adoptado un estilo de escritura más en línea con los gustos de los autores y escritores anglosajones. Por las reseñas, sé que la recepción ha sido excelente. ¿Cómo fue tu experiencia, y crees que has aprendido técnicas que vas a adoptar y a seguir usando?

El volumen de público que lee mis libros se ubica más por estos lados, en donde la cultura norteamericana nos es más familiar. Decidí que mis historias se adaptaran más al pensamiento que prevalece por aquí. Algunos lectores españoles se quejan de que no comprenden los modismos o palabras que solemos utilizar en América, pero es lo equivalente a cuando yo o nosotros leemos a autores españoles que utilizan jerga, con epítetos y combinaciones muy regionalistas, en algunos casos sin sentido para nosotros. Es lo mismo que ocurre con las películas. Yo prefiero las que son dobladas en español de América, para mí son más comprensibles.

Respecto al estilo, creo que siempre he tenido el mismo, procuro dar a mis novelas un tono ágil, con muchos giros, diálogos inteligentes, poca descripción, y cero explicaciones.

Sé que nuestros libros son como hijos, y los queremos a todos, pero ¿hay alguna de tus novelas a la que le tengas un cariño especial y que quizás no ha recibido tanta atención como las otras? Cuéntanos un poco más.

La verdad es que yo no tengo un apego tan fraternal con mis libros. Los aprecio, me gustan (de lo contrario no los publicaría) y, claro, me encantaría que todos se vendieran al mismo ritmo que La búsqueda, El manuscrito, El legado o El rastreador, pero comprendo que cada lector es un mundo. Yo misma como lectora tengo mis preferencias en la bibliografía de un mismo autor, y también reconozco que algunas novelas no me han salido demasiado brillantes.

Tienes alguna historia (o historias) que quisieras escribir, pero no has podido (por cuestiones personales o ajenas). ¿Crees que la llegarás a escribir?

Tengo muchas historias que quisiera escribir y espero hacerlo, lo único que me lo impide es la falta de tiempo. Una novela requiere, como mínimo, un año para estar lista para publicarse.

¿De qué autores has aprendido más? ¿Y a cuáles admiras y por qué?

He aprendido de muchos. Tantos, que al nombrarlos estaría obviando a alguno. Admiro a John Grisham porque escribe con meticulosidad de un tema en que es experto y de quien se puede aprender mucho. A Morris West por su mirada profética, algo que los escritores no debemos perder de vista. A Stephen King por su lenguaje llano y simple que da a sus obras una frescura que contrasta con sus temas macabros. A Jeffrey Archer por su manera de usar la intriga. Podría seguir, pero temo aburrir.

Entrevista con Blanca Miosi. La búsquedaAburrir nunca, Blanca. ¿Cuál es la mejor sorpresa que te has llevado desde que empezaste a publicar? ¿Y la peor? (Si quieres contárnosla, claro).

He tenido varias sorpresas inolvidables. Una de ellas fue la que me llevé cuando la cancillería de Taiwán se comunicó conmigo para invitarme a ese país a representar a las escritoras peruanas. ¿Cómo me ubicaron? ¡En Internet!

Otra sorpresa fue cuando Amazon me informó de que era la escritora independiente que más libros había vendido en la historia de Amazon en español. Yo siempre había visto las promociones de otros escritores anunciando unas cifras desorbitadas, por eso para mí fue una enorme sorpresa. Participar en Amazon Academy del 2015 en Madrid fue otra sorpresa inolvidable. Claro, no puedo dejar de mencionar el primer libro publicado: La búsqueda. Fue un momento que recordaré toda la vida.

Después de varios años de corrección durante los que aprendí muchísimo, la presenté a Roca Editorial y la respuesta afirmativa fue casi instantánea. A los quince días firmaba con ellos.  Sucedió algo parecido con El legado. No tuve problemas para publicar por editoriales regulares (no de autopublicación).  Sin embargo, cuando mi agente presentó El manuscrito a Editorial Viceversa, rechazaron la novela. La publiqué en Amazon y cambió mi vida. Fue la mayor sorpresa de todas.

Entrevista con Blanca Miosi: «Una novela requiere, como mínimo, un año para estar lista para publicarse». Clic para tuitear

Sé que, como Enrique Laso, al que entrevistamos hace poco, tú también has publicado en varios idiomas. ¿Cuántos? ¿Te ha sorprendido la respuesta a tus libros en algún país en particular? ¿Hay alguna cosa que te haya ayudado a conectar con lectores en otros países?

Algunos de mis libros están en inglés, alemán, francés y turco. El manuscrito, El legado, El rastreador, La búsqueda. Esta última se vende bastante bien en inglés, aunque solo tiene 98 comentarios, con franqueza, pensé que sería un éxito en ese idioma, pero parece que los temas del nazismo tienen un nicho bien definido.  Mis libros en francés se venden mejor en papel que en digital. El manuscrito, traducido al alemán, está en dos listas de best sellers. Y del turco no sé absolutamente nada. Solo sé que vendí mis derechos de El manuscrito en ese idioma, pero no tengo idea de cómo va.

Aparte de apoyar a otros autores en los medios sociales, sé que también lo haces con tu programa de radio en Internet La hora amazónica. Las dos conocemos a Freddy Piedrahita, que es un gran comunicador y promotor de la cultura y los creadores en todo tipo de artes, y sé que es uno de los impulsores de la emisora. Cuéntanos algo más sobre tu programa y sobre futuros proyectos de este tipo.

La hora amazónica nació pensando en los cientos de escritores independientes que publican en esa plataforma, la idea era darlos a conocer a ellos y a sus obras como resultado de un efecto dominó que apenas empieza a darse. Me asombra la poca capacidad de aprovechamiento de las oportunidades que tienen los escritores en general. No replican las entrevistas en las redes, no se hacen eco de sus propias entrevistas y mucho menos de las de otros… Por suerte hay un grupo fiel que asiste al programa, y que está formado por una élite de escritores y lectores que son los que le dan vida. Sin embargo, yo sigo en mi empeño de darlos a conocer, tal vez algún día adviertan la importancia que tiene cualquier hecho significativo en su carrera. A mí me han hecho entrevistas y yo las sigo utilizando como banderas de campaña promocional; no se pueden desaprovechar las reseñas, entrevistas, aparición en los medios para apuntalar la carrera de un escritor, menos en estos tiempos en lo que todo es tan efímero.

Tanto tú como Jordi Díez, que colabora en tu programa con sus reseñas, habéis escrito varias obras históricas. No sé si habréis comparado notas, pero me preguntaba si sigues un método específico cuando te informas e investigas datos para tus novelas. ¿Tienes fuentes de información favoritas, cómo organizas la información, y tienes alguna sugerencia para autores a los que les interese el género? Como lectora, reconozco que es una forma muy amena de aprender más o descubrir nuevas cosas sobre época y lugares que no conoces muy bien, ¿cuál es la fascinación como escritora?

En casi todas mis novelas existe un componente histórico, aunque no se trate de género histórico como tal. Me gusta incluir datos desconocidos verídicos que causen sorpresa, que enseñen y que hagan la trama creíble. Es lo que he aprendido de las novelas que he leído.  Hoy en día hay muchas páginas en Internet de las qué nutrirse, se trata de seleccionar entre el maremágnum de información que existe e ir depurando las fechas, los detalles, los datos en general, pues no todo lo que se publica en Google es necesariamente cierto. Yo prefiero ir a fuentes más confiables, en lugar de visitar blogs dedicados a historia, por ejemplo, porque ellos han sacado información (muchas veces copiada de manera literal) de otros blogs. Por poner un ejemplo: para escribir El rastreador fui directamente a la página web de la Agencia Central de Inteligencia (CIA), a la Oficina Federal de Investigación (FBI); al Pentágono; a la Casa Blanca; también valen los libros escritos por reporteros que fueron testigos oculares, como en el caso de Åsne Seierstad, quien convivió con un grupo familiar en Kabul, o el libro Yo cacé terroristas, escrito por una mujer infiltrada en agrupaciones islamistas. Cuando uno escribe cualquier tipo de novela debe de empaparse de datos, locaciones, costumbres, modismos…, de lo contrario el libro carece de la fuerza necesaria para enganchar al lector. Esa novela surgió como consecuencia de las cartas que me enviaban los soldados acuartelados en Fob Fenti, el campo en Afganistán adonde llevaron a Bin Laden después de muerto. Ellos leían en Kindle y se toparon con mis novelas.

Tú tienes muchas seguidoras y conectas con lectores y lectoras en todas partes. Sé que los miembros del grupo Divinas lectoras en Facebook se han volcado mucho con tus obras, por ejemplo. Aparte de la indudable calidad de tus novelas, ¿tienes algún secreto?

Bueno, decir que los miembros del grupo Divinas Lectoras se han volcado mucho con mis obras es bastante inexacto. La mayoría de ellas no leen novelas como las que yo escribo, son básicamente lectoras de romántica rosa. Género que ni leo ni escribo. Las Divinas Lectoras ni siquiera asisten a mi programa La hora amazónica. Sin embargo, he entrevistado a unas cuantas escritoras de mucho éxito de allí. Con decirte que cuando publico alguna promoción en ese grupo no recibo un solo «me gusta». Creo que mis seguidores son los lectores que me han encontrado en Amazon por el efecto del boca a oreja, algunos otros en Facebook y tal vez también algunos en Twitter, Google+ o LinkedIn. ¿Mi secreto para vender? Tratar de estar siempre presente en las redes, es imprescindible. Si desapareces por una semana la gente se olvida de ti. Y, por supuesto, seguir escribiendo.

Entrevista con Blanca Miosi. El manuscrito I¿Tienes algún proyecto del que nos puedas hablar, ya sea de escritura o de cualquier otro tipo?

Como casi todos saben, Amazon KDP (Kindle Direct Publishing) es donde publicamos directamente con todos los beneficios que ya la mayoría conoce. Amazon tiene desde 2013 una empresa llamada Amazon Publishing, es una editorial como las que conocemos, pero con condiciones muy beneficiosas para los que publican por ahí. Cualquiera puede escribirles y presentar su obra para que sea evaluada y si a ellos les interesa, firmar un contrato de publicación. Pues bien, Amazon Publishing se comunicó conmigo para comprar los derechos de mi trilogía El manuscrito. En marzo de 2017 saldrá la trilogía que comprende El manuscrito I, el secreto; El manuscrito II, el coleccionista y El manuscrito III, el retorno, con edición nueva y nuevas carátulas, y con el apoyo logístico, distribución y apoyo promocional de Amazon. Es un nuevo paso en mi camino de escritora que espero con mucha ilusión.

También estoy escribiendo una nueva novela de intriga que llevará por título: La lista.

A nuestros amigos autores les interesará conocer tus experiencias en el mundo de la publicación. Sé que tienes experiencia tanto con editoriales tradicionales como en el mundo de la autopublicación. De hecho, eres una gran promotora de la autopublicación y de los autores independientes. ¿Podrías contarnos algo más sobre tus experiencias?

Comprendo que a los escritores les proporciona seguridad, desde el punto de vista de autor, ser publicados por una editorial regular, no hablo de las de coedición porque viene a ser lo mismo que autopublicar en Amazon sin las pertinentes ventajas. De ahí que muchos prefieran enviar sus obras a las editoriales. Como dijo el mismo Alberto Vázquez-Figueroa, no es fácil. Tal vez yo tuve suerte, pero no siempre ocurre. Si el tema no es comercial con seguridad no será publicado. Si está mal escrito, tampoco. Tiene que ser una historia muy buena para que una editorial se anime a invertir dinero en rehacer una novela, y ni así es seguro que vaya a tener éxito, por eso prefieren no arriesgarse. Cuando una novela es rechazada generalmente es porque la historia no convence, o simplemente es más de lo mismo. También puede ser que sea demasiado buena, pero que ellos teman que no encaje en el gusto que está de moda (tendencia). Por eso creo que la opción de ser independiente es una ventaja que tenemos en la actualidad. Tenemos el poder en nuestras manos. Hoy en día un autor puede escoger si aceptar a una editorial o ser independiente, dependiendo de las ventajas que le ofrezcan, y no hay mejor vitrina que las plataformas de autopublicación, pues es de ahí de donde se nutren las editoriales.

¿Cómo ves el futuro de las editoriales y de los libros?

Creo que las editoriales seguirán existiendo por muchísimos años más, porque son más las personas que leen libros físicos que digitales.

Sé que apoyas la campaña antipiratería de libros digitales. Cuéntanos lo que para ti representa la piratería de libros y el efecto que tiene en los autores, y no solo los independientes.

Para serte franca nunca me he preocupado demasiado por la piratería de libros. No creo que me compraran más libros si no hubiera piratería, porque es un segmento de la población mundial que está acostumbrada a hacer uso gratis de todos los servicios que se proporcionan a través de Internet. ¿Cuántos de los que se quejan de la piratería bajan películas gratis? Eso también es piratería. ¿O música? He firmado por la campaña antipiratería por solidaridad con los compañeros escritores, pero generalmente los que más se quejan de que los piratean son los que apenas venden en Amazon; muestran unas cifras astronómicas de sus libros pirateados, pero nada asegura que esas mismas cifras se volcaran en sus reportes si no existiera la piratería.  Yo creo que la piratería es simplemente una manera de obtener las cosas de manera ilegal y estoy en contra de ello. Por eso he firmado, no porque piense que de esa manera venderé más libros.

Blanca, estás familiarizada con el proyecto de la cooperativa. ¿Podrías contarles a los lectores y a otros autores qué te parece?

La cooperativa es una manera de publicar buenos libros con el respaldo de un sello que será el que permita una buena distribución en las librerías. Los distribuidores se niegan a trabajar con libros de autores autopublicados, de manera que llegar a las librerías de grandes superficies no era posible. Creo que a partir de ahora será un obstáculo menos para quienes deseen ver sus libros impresos en una mesa de exhibición.  Lo que me parece genial es que solo se aceptarán obras de calidad y se publicarán después de que hayan pasado por una corrección exhaustiva. Es una idea maravillosa que espero en el futuro no pierda sus objetivos.

¿Cómo están las cosas en Venezuela para los escritores?

Desde el punto de vista literario, Venezuela, y especialmente Caracas, se mueve en círculos muy elitistas. Yo no soy considerada como una escritora a la que merece la pena invitar cuando se trata de dar a conocer a escritores de talento o de éxito. Aquí se despotrica de los best sellers o de los que publicamos por Amazon. Y pese a haber publicado en tres editoriales de prestigio me consideran una intrusa, al menos es como yo me siento; no obstante, soy integrante del Círculo de Escritores de Venezuela.

Si hay alguna otra cosa más que quieras contarnos…

Muchísimas gracias por la oportunidad para decir lo que pienso, Olga. Admiro a las personas como tú y como Lusa Guerrero que se fijan un proyecto y lo llevan a cabo contra viento y marea. Les auguro mucho éxito y espero que el resto de los escritores que los acompañan no se queden solo en las buenas intenciones, sino que propaguen las ideas, los deseos y las propuestas de Ediciones Proust.

Muchísimas gracias, Blanca. Un honor.


sam_3183_optBlanca Miosi nació en Perú y desde hace muchos años vive en Venezuela. Su primera novela La búsqueda fue publicada por Roca Editorial. La segunda: El legado, la publicó Editorial Viceversa. A partir del año 2011 empezó a autopublicar en Amazon, plataforma en donde sus libros se han vendido por cientos de miles.

En la actualidad lleva trece novelas escritas, algunas de ellas traducidas al francés, alemán, turco, e inglés. Y publica por Ediciones B y la editorial de Amazon Publishing, quienes el año próximo lanzarán la trilogía de El manuscrito, novela que la hizo conocida. El manuscrito III, el retorno, su más reciente novela, será la que cierre la saga.

Página de Blanca Miosi en Amazon

Blog personal de Blanca Miosi

 

2 Comentarios

  • Antonio Larrosa Diaz Posted 15/10/2016 19:57

    A mi humilde entender la mejor escritora del mundo es Blanca Miosi, Una gran escritora que no dudo que alcance lo más alto de los sueños de cualquier escritor ¡La gloria!
    gracias a esta portentosa literata muchos podemos saber cual es el mejor camino.

  • Antonio Larrosa Diaz Posted 15/10/2016 20:00

    ¡¡¡Magnífica entrevista les felicito!!!
    antoniolarrosa.com

Escribe un comentario

Tu dirección de correo no será publicada. Los campos marcados con * son obligatorios

Por el momento, desde la tienda solo se pueden realizar envíos a España. Contacte con nosotros por correo para envíos a otros países.